octubre 17, 2008

España logra un épico triunfo sobre Italia y se enfrentará a Brasil en la final del Mundial

Posted in eventos secta a 11:09 am por papafalcao

La Selección Española defenderá su doble corona mundial. La escuadra de José Venancio López doblegó a Italia (3-2) en las semifinales del torneo, en un partido de gran intensidad. La `roja´ llevó la iniciativa en el juego y el marcador, pero vio cómo el bloque transalpino empataba en dos acciones individuales, la última ya en la prórroga, en la que un tanto en propia puerta de Foglia, sobre la bocina, concedió el triunfo a España, que se medirá este domingo a Brasil en la gran final.

Dicen que los grandes éxitos nunca se consiguen sin sufrimiento. Que se lo digan a la Selección Española, que obtuvo una agónica victoria ante Italia en las semifinales del Mundial de Brasil, en un partido que tuvo todos los ingredientes para hacer las `delicias´ de los aficionados: tensión, goles de bella factura y emoción hasta el último segundo, quizás hasta las últimas décimas del último segundo de la prórroga, en las que España, con un tanto en propia puerta de Foglia, alcanzó su objetivo de estar en la final del torneo.

El encuentro resultó muy igualado. En los primeros minutos de juego apenas ocurrió nada. Ambas escuadras, que se conocen a la perfección y se profesan un enorme respeto, tantearon sus opciones, y las oportunidades de gol brillaron por su ausencia. Sin embargo, cuando estaban a punto de cumplirse los primeros cinco minutos, Fernandao peleó un balón en la banda izquierda del ataque español, y el esférico quedó en los pies de Daniel, que ejecutó un potente lanzamiento cruzado ante el que nada pudo hacer Feller.

El 1-0 puso el encuentro donde la Selección quería. Con el marcador favorable, los hombres de José Venancio López se dedicaron a tener la posesión de la pelota, tocando con tranquilidad, ante un cuadro transalpino que, cada vez que tenía el balón en su poder, era incapaz de superar el firme entramado defensivo de la `roja´.

Así, las únicas opciones de los italianos llegaron en lanzamientos exteriores, que fueron rechazados por un segurísimo Luis Amado. El duelo alcanzó los últimos dos minutos y el partido se convirtió en un correcalles, más favorable a los intereses de los de Nuccorini que a los de España, que incluso llegó a acumular las cinco faltas.

A pesar de todo, en ese juego de `toma y daca´, la Selección también gozó de una clara ocasión, en las zapatillas de Ortiz, que no pudo definir un contragolpe en el uno contra uno ante Feller. En la reanudación, el combinado nacional sufrió para frenar el empuje de los `azzurri´, sobre todo en los compases iniciales, ya que saltaron a la pista decididos a dar la vuelta a un resultado adverso. Los internacionales tenían muchas dificultades para adentrarse en la cerradísima defensa transalpina, y lo cierto es que la situación se complicó a los siete minutos de este acto, cuando Foglia, en una acción individual, estableció el tanto de la igualada.

Italia se creció con el gol del empate y se volcó sobre la portería de Luis Amado, que estuvo inconmensurable en todas sus intervenciones, a tiros de Saad y Foglia. Mientras, la Selección tuvo su mejor opción en un mano a mano de Borja con Feller, tras saque en largo de , pero el jugador del Inter Movistar no pudo imponerse al guardameta italo-brasileño.

Con el 2-2 y tras expirar el tiempo reglamentario, se llegó a la prórroga. En la primera parte del tiempo extra, ambas selecciones pudieron anotar, pero fue el equipo de José Venancio López el que volvió a situarse con ventaja en el electrónico, con una excepcional diana de Fernandao, en un lanzamiento a la media vuelta que se coló por la escuadra de la portería de Feller.

El gol tenía un factor psicológico, por el hecho de producirse a 30 segundos de que concluyera la primera parte de la prórroga, pero el conjunto de Alessandro Nuccorini no acusó el golpe, y consiguió establecer el 2-2 a los cuatro minutos del segundo periodo del tiempo extra, por mediación de Nando Grana, de tiro lejano. El propio capitán del bloque transalpino ya había avisado un par de minutos antes, con un potente disparo que repelió Luis Amado.

El choque entró en los últimos treinta segundos de la prórroga y todo indicaba que la plaza en la final se otorgaría en la `lotería´ de los penaltis. Sin embargo, un contragolpe de España a seis segundos de la conclusión hizo posible el `milagro´. Kike tocó el balón hacia Marcelo, y Foglia, que realizaba tareas defensivas, trató de interceptar el pase, con tan mala fortuna que el esférico pegó en el palo y a continuación en el propio jugador, que introdujo involuntariamente la pelota en su propia portería.

La plantilla y cuerpo técnico de la Selección estallaron de alegría. Entretanto, Foglia se echaba las manos a la cabeza y maldecía su infortunio, mientras que el resto de jugadores y el cuerpo técnico italiano, encabezado por Alessandro Nuccorini, protestaba el tanto, argumentando que se había producido fuera de tiempo.

Al final, tras cierto suspense y unos largos minutos de espera, los árbitros dieron validez al 3-2, Italia sacó de centro sin tiempo para reaccionar y la Selección celebró por todo lo alto la clasificación para su cuarta final en un Mundial, la tercera que disputará de manera consecutiva.

El combinado nacional defenderá el bicampeonato mundial que ostenta en la actualidad ante el conjunto anfitrión, Brasil, en un choque que se celebrará este domingo, a partir de las 15:30 h. (hora española), en el Gimnasio Maracanazinho de Río de Janeiro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: